sábado, 22 de febrero de 2014

LOS DOS NIVELES DEL DOLOR


Algunas enseñanzas espirituales afirman que, en último término, todo dolor es ilusorio. Eso es cierto, pero la cuestión es: ¿es esta afirmación verdadera para ti? El mero hecho de creerla no hace que sea verdad.

¿Quieres seguir experimentando dolor el resto de tu vida y continuar diciendo que es una ilusión? ¿Te liberas así del dolor? Lo que nos importa aquí es cómo plasmar esa verdad, cómo hacerla real en tu propia experiencia.

El dolor es inevitable mientras sigas identificándote con tu mente, es decir, mientras sigas siendo espiritualmente inconsciente. Me refiero básicamente al dolor emocional, que también es la principal causa del dolor físico y de las enfermedades físicas. El resentimiento, el odio, la autocompasión, la culpabilidad, la ira, la depresión, los celos, e incluso la menor irritación..., todos ellos son formas de dolor. Y cada placer o cumbre emocional contiene dentro de sí la semilla del dolor: su opuesto inseparable, que se manifestará con el tiempo.

Cualquiera que haya tomado drogas para sentirse «mejor» sabe que después de la subida viene la bajada, que el placer se convierte en algún tipo de dolor. Muchas personas saben también que las relaciones íntimas pasan rápidamente de ser una fuente de placer a convertirse en una fuente de dolor. Vistas desde una perspectiva superior, las polaridades positiva y negativa son las dos caras de la misma moneda, y ambas forman parte del dolor subyacente, inseparable del estado de conciencia del ego en el que te identificas con la mente.

Tu dolor tiene dos niveles: el dolor que creas ahora y el dolor del pasado que aún vive en tu cuerpo y en tu mente.


PRACTICANDO EL PODER DEL AHORA (extracto)
Enseñanzas, Meditaciones y Ejercicios Esenciales
Eckhart Tolle

2 comentarios:

  1. Vale. Tengo una hernia discal con fuertes dolores, acentuada por aplastamiento de vértebras de un accidente de coche hace 30 años. Explícame que clase de historia es la que cuentas sobre el tema espiritual y su relación física con esto. Porque divagar es muy bonito pero dame una base en la que me convenzan de que lo mío es ilusorio.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Saludos Alfredo, el leer solo este post sobre la obra de Eckhart Tolle es quedarse corto. Eckhart Tolle habla sobre el dolor que provoca la mente en el "alma" el dolor espiritual si lo queremos ver así. Él lo llama dolor emocional, el cual es el que provoca dolores físicos.

      En el extracto Eckhar dice:

      Me refiero básicamente al dolor emocional, que también es la principal causa del dolor físico y de las enfermedades físicas. El resentimiento, el odio, la autocompasión, la culpabilidad, la ira, la depresión, los celos, e incluso la menor irritación..., todos ellos son formas de dolor.

      "Habla sobre el ego, que es el causante del dolor emocional".

      Ejemplo: en este momento "hagamos el experimento" de que nosotros y tú nos demos de topes en la pared, Eckart Tolle no habla de ese dolor tan natural ligado a al sistema nervioso que advierte al cerebro de peligro y que en efecto no es ilusorio, si nos hubieramos dado golpes a la pared estaríamos gritando o sobandonos la cabeza no crees.

      Eckhart habla del dolor que nos provoca no aceptar las realidades, Eckart habla de dolor de la ira, del dolor del enojo, del dolor del odio, eso con el paso del tiempo, de dolor emocional se convierte en dolor físico como cáncer, como dolor de cabeza, como mareos, como desmayos, como tensión muscular o parálisis en otros extremos.

      Antes que nada no somos maestros espirituales, publicamos obras que a nosotros nos han sacado de dolores emocionales que llegaron a transformarse en dolores en físicos. La razón de las publicaciones es que tal vez más de alguno leerá, meditara y lo acercara a su verdad o a su conciencia.

      En tu caso es seguro que el dolor que sientes claro que es real, lo que no sabemos es que dolor emocional trajo consigo tu accidente, ese dolor que como dice Eckart puede llamarse resentimiento, coraje, autocompasion, etc. Ese dolor claro que puede llegar a ser ilusorio, que esperemos en tu caso no haya florecido.

      Te mandamos un abrazo, es difícil expresar tanto en este medio, te invitamos a leer El poder del ahora de Eckart Tolle y estamos seguros lo podrá explicar mejor que nosotros.

      Un gusto leerte.

      Eliminar

¡aho! Gracias por tu comentario.

LinkWithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...