jueves, 1 de septiembre de 2016

COMIENZO


Allí donde estés, siempre es el comienzo. 
Por eso la vida es tan hermosa, tan joven, tan fresca. 

En cuanto empiezas a pensar que algo está completo, comienzas a morir. La perfección es la muerte, de modo que las personas perfeccionistas son suicidas. Quieren suicidarse, de ahí que quieran ser perfectas. Es un modo indirecto de suicidarse.

Nada jamás es perfecto. No puede serlo, porque la vida es eterna. Nada concluye jamás; no hay conclusión en la vida... solo cumbres más y más elevadas. Pero en cuanto llegas a una cumbre, otra te está desafiando, llamándote, invitándote.

Así que recuerda siempre... allí donde estés es un comienzo, siempre un comienzo.

Entonces uno siempre sigue siendo un niño... virgen. Y ahí radica todo el arte de la vida... mantenerse virgen, fresco y joven, no corrompido por la vida, por el pasado, por el polvo que generalmente se arracima en los caminos durante el viaje. Recuerda, cada momento abre una puerta nueva.

Es muy ilógico, porque siempre pensamos que si hay un comienzo, entonces ha de haber un final. Pero no se puede hacer nada. La vida es ilógica. Tiene un comienzo pero no un final. Nada que esté realmente vivo termina alguna vez. Sigue y sigue y sigue.


Extracto del libro:
DÍA A DÍA
Osho
Día 365
Fotografía tomada de internet

No hay comentarios.:

Publicar un comentario

¡aho! Gracias por tu comentario.

LinkWithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...